Shiatsu

¿Qué es Shiatsu?

Es un arte terapéutico de origen japonés que se basa en el equilibrio energético de cuerpo y mente.

Se trabaja en el suelo, sobre un futón o colchoneta, aplicando estiramientos y presiones no intrusivos con pulgares, manos, rodillas y pies sobre las líneas energéticas o meridianos que recorren todo el cuerpo.

Físicamente esto tiene el efecto de estimular la circulación sanguínea y el sistema linfático, influir sobre las divisiones del sistema nervioso vegetativo, ayudar a la liberación de las toxinas de la profunda tensión de los músculos y estimular el sistema hormonal.

El Shiatsu permite al receptor relajarse más profundamente y conectar con sus propios potenciales de autocuración.

Cada tratamiento se adapta a la constitución y al desarrollo particular de cada persona, estimula el auto-entendimiento y una mayor independencia en lo que se refiere a su salud.

¿A quien puede beneficiar?
A cualquier persona.

El Shiatsu reduce el nivel general de estrés, mejorando el trabajo y el bienestar. Aparte de este 
valor preventivo, es idóneo para ayudar en dolencias tales como:
•    Dolor de espalda, ciática.
•    Dolor de Cabeza
•    Angustia, Fatiga
•    Problemas respiratorios y digestivos
•    Molestias menstruales
•    Artritis y problemas de articulaciones 
y es eficaz en momentos de cambio: fertilidad y posparto, crecimiento, menopausia.

Su creciente popularidad se basa en la cualidad de ser una terapia no-intrusiva y participativa, donde dador y receptor experimentan casi los mismos beneficios desde el principio del entrenamiento.

Con sus raíces en la Medicina Oriental su aplicación, desarrollo, e investigación se trasladaron en las últimas tres décadas hacia Occidente.

Han surgido varios estilos de Shiatsu, entre ellos el Shiatsu de Movimiento. Dirk y Charo llevan mas de 25 años estudiando con Bill Palmer, su fundador.
Nos atrae en su trabajo la facilidad de crear con los clientes una relación de apoyo y de interacción para facilitar el entendimiento y la participación en los movimientos de nuestro organismo”.

Los tratamientos de Shiatsu se complementan con ejercicios y otras experiencias.

Reconocer nuestras habilidades y dificultades e investigar maneras de tratarlas nos crea nuevos puntos de referencia y herramientas para el cambio.
En este trabajo los participantes aprenden a apreciar los cambios que el Shiatsu produce en su bienestar y  poder responder de forma mas honesta y creativa a los desafíos de su vida.

El gusto de vivir nuestro presente a través del movimiento y las sensaciones se manifiesta a la larga en un cambio de nuestro sistema nervioso, pudiendo transformar incluso bloqueos crónicos.